[Inicio][Noticias] [Cine][Concursos] [Libros] [Relatos literarios]
[Listado de directores][Listado de escritores][Colecciones Novela Negra][Festivales de cine]

lunes, 12 de marzo de 2007

"La ley del silencio" de Elia Kazan

La dichosa ley del Mccarthismo presente en todos los aspectos de la sociedad americana y que estuvo vigente en ese país desde finales de la década de los 40 a finales de los 50, hizo que Elia Kazan delatara a varios de sus compañeros de profesión como activistas políticos del lado del comunismo y por tanto enemigos de la patria, esta delación debió de pesar bastante en la conciencia del director nacido en Turquía y migrado posteriormente a la tierra de las oportunidades, esto seguro que fue el fundamental motivo por el que se decidió a rodar una película en la que el tema principal era el de esta.

La vida en los muelles es muy dura, las personas que allí viven no tienen una existencia fácil, no hay trabajo para todos y es complicado subsistir, hay que mendigar el trabajo y e incluso en ocasiones es peor hay que partirse la cara por él, y por si no fuera bastante con todo esto, una banda de pistoleros es la que marca su propia ley y quien da o quita lo que le parece a cada uno, y por supuesto siempre teniendo que guardar silencio ante los actos luctuosos de dicha cuadrilla, o sino ateniéndose a las extremas consecuencias que supone el ser un chivato.

Terry (Marlon Brando) intenta sobrevivir como uno más dentro de este complicado hábitat, es una persona sencilla, con poca educación, rudo en sus modales y debatiéndose continuamente entre su relativa amistad a la banda de extorsionadores y el ser una persona honrada, en su camino se cruza Edie Doyle (Eva Marie Saint), una humilde chica que acaba de perder a su hermano, que estudia en un colegio de monjas y que contrasta totalmente con el ambiente en el que la toca vivir, a ambos les une su impotencia ante la situación y las ganas de cambiar las cosas, de llevar una vida lo más feliz posible, sin grandes pretensiones, ni complicaciones.

El perfilamiento de los personajes es perfecto, totalmente definidos en la historia y con sus roles perfectamente marcados y definidos, destacando entre ellos el del padre Barry (Karl Malden), amparado en la religión para intentar cambiar la situación, pero al miso tiempo estando realmente al lado de los más necesitados pero interviniendo de manera efectiva, frente a él se encuentra el jefe de la banda Johnny Friendly (Lee J. Cobb) un hombre sin escrúpulos, que realmente no es nadie sin sus acólitos y personajes deleznables que le rodean.

En esta obra el realizador nos define dos mundos totalmente distintos, el mundo anteriormente definido de los muelles donde nada es fácil y el mundo de las azoteas, donde los personajes principales parecen encontrar sus momentos de relax y de asueto, ligados a la afición por parte de Terry a la colombofilia, para él las palomas simbolizan la libertad que el añora, y la vida fácil que nadie le deja llevar.

Así nos situamos ante una obra fácil que define una de las épocas históricas más duras de los Estados Unidos y que nos muestra uno de los mejores ejemplos del cine negro, siendo una historia cercana que arroja esperanza sobre las vidas de las personas que creían en el sueño americano y que dan fe que de alguna manera este si que es capaz de cambiar la vida de las personas.
TRONCHA

4 comentarios:

Alfredo dijo...

que gran pelicula...aca en chile es conocida como "nido de ratas", bien alejado de "on the waterfront" su titulo original, brando demuestra que es el mejor, y que la direccion de Kazan es distintiva...
saludos desde chile
alfredo
www.cine-xpresion.blogspot.com

troncha dijo...

como bien dices alfredo, el tema de las titulaciones aqui en España también es increible, porque "La ley del silencio", tambien se las trae.... :-)

Gracias por tu comentario

Victoria dijo...

Hoy hemos visto en clase de Derecho sindical esta película y buscaba algo de información porque el final no me ha quedado muy claro. No estoy segura de si el Jonhy este era el empresario o solo el sindicalista... por lo demás, se llame como se llame en cada lugar, una gran película.

troncha dijo...

Gracias por tu comentario Victoria, vendría a tener varias funciones jajajaja. Gangster, jefe de la banda, falso empresario sin escrúpulos, pero sindicalista de verda que para anda.

Saludos...